como elegir vinos de calidad

Cuando planificamos una celebración, bien sea en pareja, con amigos o familia; solemos pensar en una comida o quizás en una cena especial. Puede que la celebración se desarrolle en una casa particular, o también es posible que se planifique en un restaurante. Sea cómo sea y se celebre dónde se celebre, hay cosas que nunca pueden faltar; unos platos perfectamente seleccionados y unos Vinos de Calidad.

La responsabilidad de elegir el vino.

Suele ser más fácil elegir qué queremos comer, que hacer lo propio con el vino que nos acompañará en los distintos platos. A muchas personas les genera un verdadero problema, y escoger entre distintos vinos les supone una gran responsabilidad. Es cierto que hay cartas muy extensas y esto no ayuda demasiado. Contienen una gran cantidad de marcas y tipos de vino muy diferentes. En ese momento suelen decantarse por lo conocido. Esto supone que difícilmente encontrarán uno nuevo que sea interesante.

Otra de las cuestiones que nos ayudan a decidir es el precio. Cuando no sabemos si lo que estamos seleccionando tiene la calidad suficiente, o si pagaremos más de lo que ese vino merece; nos fijamos mucho más en el precio a la hora de elegirlo. Cuánto cuesta la botella pasa a ser el factor principal de la elección. Esto puede resultar un gran error.

Escoger un vino tinto, uno rosado o uno blanco.

Llegados a este punto solemos tenerlo bastante claro: si comemos pescado, arroz o quizás fideuá; nos decidiremos por uno blanco o puede que por uno rosado. Si el menú se compone principalmente de carne lo habitual es decidise por un vino tinto. Este es un comportamiento normal a la hora de elegir aunque si profudizamos un poco más; comprobaremos que hay más combinaciones y son muy interesantes.

Lo que ya no tenemos tan claro es en qué orden debemos servir los vinos que hemos elegido. Para acertar en este punto, es necesario saber cual de ellos es más ligero y servirlo primero, para seguir con aquél que tenga más cuerpo. Es algo lógico, si vamos de más a menos intenso, el primero eclipsará totalmente al segundo y no queremos esto suceda, ¿cierto?

Para obtener más información acerca de cómo es cada uno de esos vinos y de su calidad, porque nos decantamos por la calidad, ¿verdad?, no nos quedará otra que informarnos previamente. Si la celebración se lleva a cabo en un restaurante, podemos preguntar al personal cualificado, para que nos indique en qué orden debería “salir” cada uno de ellos. Si lo compramos en una tienda especializada, bien sea física o en Internet, deberíamos buscar esa información o preguntar al personal entendido.

Vinos de calidad con más o menos cuerpo.

Que un vino sea ligero o que tenga más cuerpo no es indicativo de su calidad. Un precio más elevado tampoco significa que sea mejor, o dicho de otra forma; que sea más caro no es garantía de que nos acabe gustando más. Sabemos que no todo el mundo es entendido en vinos, por supuesto, pero hoy en día existen muchas publicaciones online con las que podemos guiarnos un poquito.

A groso modo y sin la intención de dar una clase magistral; podemos decir que los vinos más jóvenes y sin crianza son más ligeros que aquellos que han hecho crianza. Esto no se encuentra reflejado en las distintas cartas, pero sí podemos fijarnos en si es crianza o no, ya que es una información que se incluye de forma habitual en todas ellas.

Si sabes qué vinos tienen más cuerpo, podrás saber cuales de ellos maridan mejor con cada uno de los platos que has elegido para ese menú tan especial. Este pequeño truco te puede sacar de algún que otro apuro. Acompaña vinos de calidad robustos con platos potentes; y decídete por aquellos más ligeros para platos menos contundentes.

Cuanta más calidad tenga el vino, mejor será tu celebración.

Ahora ya conoces algunos trucos para saber escoger el mejor vino posible en cada ocasión. También puedes probar alguno de ellos antes del día señalado y así irás más sobre seguro. Lo que está muy pero que muy claro, es que si tu elección tiene la calidad suficiente y acompaña perfectamente a cada uno de los platos, tu celebración será todo un éxito.

Ya sabes un poco más acerca de cómo elegir un buen vino para cada ocasión. Ha llegado el momento, por lo tanto, de ponerlo en práctica y convertirte en el mejor anfitrión de cualquier evento.

¿Te animas a probar alguno de nuestros vinos exclusivos? Seguro que en nuestra tienda online encontrarás uno que te encantará.